Problemas relacionados con el abuso o negligencia

¿Está el niño siendo maltratado? ¿Puede darse la situación que el menor esté siendo víctima de abusos sexuales? ¿Ha recibido una paliza del cónyuge? ¿Está siendo abusado un progenitor anciano? ¿Ha sido abusado sexualmente por coacción o violada/o? ¿Muestra señales de lesiones antiguas o nuevas? ¿Muestra contusiones, quemaduras u otras lesiones? ¿Presenta rotura de huesos con demasiada asiduidad? ¿Se muestra retraído/a,   irritable, temeroso o tiene dificultades para dormir?


Descripcion del trastorno

El maltrato se contempla en los colectivos más vulnerables, incidiendo más concretamente sobre la infancia, la adolescencia y la vejez, pero también sobre las mujeres.

El maltrato infantil puede definirse como cualquier daño físico o psicológico que es infringido de forma voluntaria a un niño y que ocurre como resultado de acciones físicas, sexuales o emocionales, bien como emisión u omisión de conductas que perjudiquen el desarrollo físico y emocional satisfactorio del menor (Cantón y Cortés, 2002; Gracia y Musitu, 1993).

El abuso a las personas adultas mayores se define como cualquier acción, serie de acciones, o la falta de acción apropiada, que produce daño físico o psicológico y que ocurre dentro de una relación de confianza o dependencia. El abuso a las personas adultas mayores puede ser parte del ciclo de violencia familiar; puede venir de cuidadores domiciliarios o puede ser el resultado de la falta de preparación de los sistemas de prestaciones sociales y sanitarias para atender sus necesidades. El abuso puede ser: físico, psicológico, económico, negligencia intencionada o abandono.

El maltrato a la mujer por su pareja incluye conductas tales como agresiones físicas (golpes, patadas, palizas); abuso psicológico (intimidación, menosprecio, humillaciones); relaciones o conductas sexuales forzadas; y conductas de control, tales como aislamiento, control de las actividades y restricciones en el acceso a información y asistencia.


Abordaje terapéutico

En niños, la terapia de juego contempla sesiones de juegos con compañeros de igual edad socialmente adaptados. Como resultado, se observa un aumento del juego interactivo y un descenso del juego solitario en los niños maltratados. Así mismo, también contemplan el manejo y control de la ira, el entrenamiento en habilidades sociales y las técnicas cognitivo-conductuales a fin de incidir sobre la conducta, las emociones y los pensamientos,  permitiendo mejorar su estado anímico, relajar la tensión y mejorando el sueño, entre otros. Es importante el diagnóstico y tratamiento de los trastornos de los padres.

Los objetivos del tratamiento psicoterapéutico en niños pueden resumirse en:

  1. Limitar el daño físico y emocional del niño y mejorar su funcionamiento emocional
  2. Ver que el niño esté protegido de futuros abusos
  3. Lograr cambios en el sistema familiar, sobre todo los aspectos  perpetuadores en la estructura familiar.

Las técnicas y estrategias más efectivas para las mujeres maltratadas son:

  • Estrategias para el control de la ansiedad (respiración profunda, relajación muscular progresiva).
  • Reestructuración cognitiva (cuyo objetivo es identificar, analizar, y modificar las interpretaciones o los pensamientos erróneos que las personas experimentan en determinadas situaciones o que tienen sobre otras personas) y parada de pensamiento (Interrumpir el auto-diálogo interno negativo que está generando emociones desagradables).
  • Entrenamiento en habilidades sociales (conjunto de hábitos o estilos que nos permiten comunicarnos con los demás de forma eficaz, mantener relaciones interpersonales satisfactorias, mejorar las que ya tenemos, sentirnos bien, obtener lo que queremos y conseguir que los demás no nos impidan lograr nuestros objetivos, consiguiendo así un máximo de beneficios y un mínimo de consecuencias negativas a corto y largo plazo).

En el caso de personas de edad víctimas de abuso o negligencia, la intervención terapéutica es más compleja y dependerá de la aceptación de la asistencia ofrecida por parte del adulto mayor y de la capacidad del mismo para decidir.

Contacta con nosotros

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies